domingo, 3 de febrero de 2008

Valoraciones sobre sus libros

Críticas sobre sus libros publicados, aparecidas en periódicos y revistas:


Sobre el poemario En la Casa del Hombre:
«No hay ruta mínima en la poesía de Luis Rafael porque la apoyatura le viene por una actitud volitiva de impresionarse, a través de una singular vía de autoalimentación, con los grandes de Orígenes».Lina de Feria
Sobre su libro de leyendas juveniles:
«No todo escritor tiene el mérito de salir airoso ante el difícil acto de crear una leyenda: siempre se corre el riesgo de quedar tendido a mitad del camino que conduce a hacia la sensibilidad del lector. La mayoría se aferra a banalidades o a la suntuosidad de un lenguaje que propiciaría una caída fatalmente mayor. «Estas leyendas que hoy comento están salvadas. Su autor, Luis Rafael, socava hasta llegar a la simiente de su tierra natal, de su infancia, cercana no por ser aun más joven, sino por el niño que da vueltas de carnero en su interior y que su literatura infantil hace tangible. Gracias a esta candidez pueril, a la claridad del lenguaje y al dominio del oficio, accedemos sin vacilar a admitir los textos que conforman el cuaderno dentro del recinto de la mejor creación.» Ásley Mármol
Sobre su ensayo Juana, el talento precoz:
«Luis Rafael (Güines, 1974) es uno de los poetas que han sabido ser fieles a esa dimensión de profundidad que la Borrero significa en el río de la identidad cubana, aún más tras más de cien años de su fallecimiento. Con su libro Juana, el talento precoz, obtuvo premio nacional de ensayo Eliseo Diego, en 1996, y la Editorial Ávila en 1999 ha sacado a la luz de las librerías este sensible análisis que aporta una mayor nitidez para la impronta del destino de una poetisa en los horizontes de la cultura nacional. Aquí se ha desdoblado el poeta joven en un meticuloso y vehemente ensayista, mirando al fondo de los ojos y de la vida de una niña genial.»
Francis Sánchez Rodríguez

«No sobran ni faltan palabras a este ensayo, breve y profundo, de Luis Rafael, director de la prestigiosa y original revista Jácara: triunfa con Juana: el talento precoz.»
Víctor Joaquín Ortega

Sobre su libro de cuentos Los hijos de Adán:
«Los personajes de Luis Rafael se debaten en la solución de conflictos profundamente humanos, muy poco o nada sabemos de ellos y de los escenarios en que se desenvuelven. Aunque sus afirmaciones y negaciones no son totales, la confrontación y cuestionamiento de la realidad no se resuelve en una actitud evasiva y escapista a mundos oníricos e ideales, sino en la afirmación del ser que busca quebrar las condicionantes a su libertad.»Alexander Pérez Heredia
“Luis Rafael opta por una temática pluriforme que va desde los temas conflictuales en la familia y entre el ser individual y las exigencias sociales hasta aspectos de jaez íntimo, social y estético. Y asume tales asuntos con una óptica, una manera otra muy propia que se agradece, en tanto no repite artilugios técnicos que ya se van haciendo comunes por repetitivos entre no pocos narradores cubanos de hoy, incluso entre los de su promoción.”
Waldo González

Sobre su libro La vuelta del viejo a su juventud y otros cuentos eróticos de la antigua Arabia (versiones en colaboración con Abdul H. Sadoun):
“Lejos de la práctica medieval de la religión islámica, y antes de que la buena nueva de Mahoma se propagara allende los mares, los árabes tenían un mundo de tesoros eróticos más allá de toda traba moral. Eso aseguran Addul H. Sadoun, escritor iraquí, también traductor del árabe al español, y Luis Rafael, escritor cubano, traductores y compiladores de La vuelta del viejo a su juventud y otros cuentos eróticos de la antigua Arabia, que la editorial Hiperión editó este año, en plena guerra de Irak. El culto a los placeres del cuerpo era común por aquel entonces, hasta que el Islam transformó la forma de vida de los árabes. Los compiladores de este volumen han recogido cuentos pertenecientes a algunos de los más significativos autores que trataron la temática erótica: At-Tifashi (1184-1253), magrebí experto en minerales, autor de La flor de las ideas en las piedras preciosas, y de El viaje de las mentes; Al-Nefzawi, que escribió El jardín perfumado y Los secretos del sexo; e Ibn Kamal y su La vuelta del viejo a su juventud.”Ángela Vallvey

Sobre su libro de cuentos para niños El Detective Perrín acude al llamado:
“La Editorial Gente Nueva, en su colección de libros pequeños, acaba de publicar el volumen El detective Perrín acude al llamado, del joven autor Luis Rafael, quien con audacia y humor explora en los a veces inciertos caminos de la literatura policial para las primeras edades. De los ocho cuentos –El trágico suceso, El pastel de guayabas, Cumpleaños de Cotico, El robo de la correspondencia, El extraño caso, El misterioso robo, El fantasma y El Detective Perrín acude al llamado, que titula el volumen ilustrado por Rosa Salgado y con edición de Norma Padilla– varios de ellos habían sido publicados hace unos años por la editorial Capitán San Luis en su colección Minimisterios y ya habían tenido gran aceptación entre la pequeña grey.”
Enrique Pérez Díaz

“...el valor de la narración está en la sencillez, que asoma entre líneas y le dice a su pequeño lector (al cual va principalmente destinado): existo como disfrute; lo cual lo convierte en un libro ideal para iniciarse en la lectura, por su lenguaje asequible y ameno. Dentro del panorama de la literatura infantil contemporánea cubana esta obra, se ha vuelto un título popular, avalada por un gran éxito de venta en todo el país.”
Néstor Cabrera Quesada

Sobre su libro de poemas Cartas al padre:
«Cartas al padre es una entrega afortunada y es una carta de presentación, por lo que asimismo es un compromiso de nueva estación. Y esto es ahora lo más importante: Luis Rafael ha dado un paso sólido y los lectores amantes del género poético ganamos una lectura que va más allá del placer, pero que también lo satisface.»Virgilio López Lemus


Sobre su libro Colómbico:
“Si algo sé de poesía, y creo saber “un tantico así”, estamos ante un libro notable que no podrá ser ninguneado en el futuro recuento de la literatura cubana. El antiarte de ningunear, tan común entre cubanos, no puede mucho contra las obras bien hechas, y Luis Rafael ha hecho bien la suya. Vengan los detractores de ocasión, los limpiabotas del arte, profanadores de versos, momias del criterio o zoilos del disparate; vengan a decir, por lo bajo, que este poema es muy largo o que aquí peca y allá empaca. Todo ello lo resistirá este libro, incluso sus propios posibles defectos. El arte de la palabra es resistente cuando el autor, talento por medio, se prepara con hondura, pasión y alegría creativas.”
Virgilio López Lemus

“Porque, además de deleitarme con un poeta aquí desconocido, el texto me pareció excelente, uno de los mejores que he leído en los últimos años. Una prosa impecable, trabajada poéticamente, aderezada con los condimentos adecuados, con la palabra justa, en síntesis: una escritura diáfana y a la vez erudita, que en un estilo personal, diferenciado, único, me recuerda la preceptiva de Borges. Los últimos tres adjetivos elogiosos me resultan necesarios hacértelos llegar, porque mi frontalidad no me deja decir algo por compromiso. Y, más todavía, no me agradan las comparaciones. Si hace falta aclarar, digo: no te comparo con Borges. Gracias de nuevo por haberme obsequiado un libro que dice, ¡y cómo lo dice!”
José Kameniecki

Sobre su libro Eliseo Diego: donde la demasiada luz:
“En Eliseo Diego: donde la demasiada luz, se advierte la profunda cultura adquirida por un profesional, que es a la vez un poeta, en uso de la crítica literaria y del acercamiento a otro autor, con la misma función de poiesis. Luis Rafael nos explica su lectura de la obra de uno de los más brillantes escritores cubanos del siglo XX, observada con agudeza desde la poesía y la prosa, para revelar incluso desde sus manuscritos inéditos a un intelectual que reflexiona sobre su propia labor, ciñendo así una poética distinguida dentro del Grupo de Orígenes y de la literatura cubana. Este libro, de soplo lírico en la prosa crítica, nos presenta a un nuevo Eliseo lleno de claves descifradas...”
Virgilio López Lemus


“Luis Rafael […] no poco aporta en este valioso estudio a la poesía del también ensayista autor del Libro de Quizás y de Quién Sabe (1989), de cuyo estilo crítico-poético ha aprendido en inteligente pupilaje. // Dividido en siete secciones, el ensayista asume, desde diversas ópticas, la poiesis (o creación para los griegos) del también autor de A través de mi espejo (1981), en distintos volúmenes, apoyado en los manuscritos que, preparados para charlas ofrecidas sobre su creación en Cuba y otros ámbitos, Eliseo dejara inéditos y gentilmente le facilitara su hija Josefina (Fefé).”
Waldo González López

“Eliseo Diego: donde la demasiada luz es un guiño a través del tiempo, el tributo de Luis Rafael a Eliseo Diego, a una tradición literaria que mira con orgullo y agradecimiento. Es, en su obra personal, una nueva cima. Ha sabido conciliar, la mayor parte del tiempo, su sensibilidad de poeta con la agudeza del lector crítico para dar con la fibra del buen ensayo, aquel que transita dinámico, de la emoción y la inteligencia para invitarnos a participar del misterio de la creación.”
Ernesto Sierra

“Este libro pudiera convertirse, además de un libro indispensable y necesario para los estudiosos de la obra del poeta y del grupo Orígenes, en el homenaje de la generación de Luis Rafael al autor de En la Calzada de Jesús del Monte. (…) Lo he dicho en otras ocasiones un buen libro es aquel que ha sido tocado por la luz.”
Francisco García González